© 2010 ilzepetroni

[Irina Svodoba / 11febrero2010]

Salí por la noche, todos ya dormían. Solo me esperaba en la puerta. Atravesé la galería hasta el baño.

Me disponía a volver cuando tomé otro camino, sentí desvanecerme.

Desperté en medio de la plantación de cebolla, empezaba a amanecer. Llevaba una estaca en la mano, estaba agitada. Me incorporé y me di cuenta que también tenía mi Winchester favorito cargado.

Lo recordaba como un acto reflejo, me dolía la cabeza; varios pensamientos me acosaban: ¿qué sucedía?, ¿por qué estaba ahí?, ¿por qué estaba armada?
Abandoné el cebollar, escuchaba ruidos en la plantación de choclos, tenía la remera llena de sangre. Estaba a punto de entrar en pánico, me di cuenta que alguien me seguía, no era Solo, tampoco los chicos.

Empuñé el 44-40, disparé seguido tres tiros, salté sobre él y le clave la estaca.

Be Sociable, Share!

Post a Comment

You must be logged in to post a comment.